La adecuada valoración de una hipocalcemia

La calcemia se mantiene fisiológicamente en un rango muy estrecho, entre 8,5 a 10,5 mg/dL. Sus variaciones pueden ser secundarias a entidades clínicas definidas y por tanto tener tratamiento etiológico, pero muchas veces no se logran asociar a ninguna, por lo que el tratamiento de sustitución puede ser el único que pongamos en marcha.

Ante síntomas de sospecha de hipocalcemia o cuando el diagnóstico sea dudoso porque los valores sólo están ligeramente disminuidos, se debe solicitar, además de la calcemia, el calcio iónico, la paratohormona (PTH) la magnesemia, la creatininemia, los niveles de vitamina D y sus metabolitos, la fosfatasa alcalina y la amilasemia; siempre en función por supuesto de una adecuada anamnesis.

Respecto al magnesio, cifras menores de 0,8 mg/dL producen hipocalcemia induciendo también resistencia a la PTH, siendo importante el hecho de que, al normalizar sus cifras también se regularizará la calcemia. Clínicamente una hipocalcemia puede originar desde escasos síntomas (parestesias periorales o en manos y pies) a poner en compromiso la vida del paciente (fallo cardiaco refractario, laringoespamo intenso) siendo, por tanto, una emergencia médica que puede precisar tratamiento parenteral inmediato con calcio intravenoso (1 o 2 g de gluconato cálcico diluidos en 50 mL de dextrosa) perfundido en unos 10 minutos a una velocidad de 0,5-1,5 mg/kg/hora, ya que si se administra de forma más rápida hay peligro de originar arritmias cardiacas. La administración intravenosa debe mantenerse hasta que el paciente admita la vía oral.

Ante una hipocalcemia que no responde a esta pauta, se debe sospechar la posibilidad de una hipomagnesemia asociada y administrar magnesio por vía endovenosa (1-2 g de sulfato magnésico en 10 minutos, seguidos de 5-10 g diluidos en 500 cm3 de suero salino en 6-8 horas). Si la hipocalcemia está en relación con una hiperfosfatemia aguda, es esencial corregir los niveles séricos de fósforo. Estos casos suelen darse en pacientes con insuficiencia renal que requieren diálisis.
Salvando estas urgencias intrahospitalarias, el calcio oral es el tratamiento de elección en pacientes con hipocalcemia subaguda leve (calcio sérico corregido entre 7,5-8 mg/dL, o calcio ionizado entre 3-3,3 mg/dL) o en la hipocalcemia crónica con clínica leve (parestesias en cavidad oral) o incluso asintomáticos. Se deben dar 1.500 a 2.000 mg de calcio elemental como carbonato de calcio o citrato de calcio de forma diaria, repartido en 2-3 dosis. La forma de carbonato cálcico se indica sobre todo en la hiperfosfatemia.

Su administración oral es de 2-3 g/día, debiéndose valorar posibles hipercalcemias y/o hipercalciurias. La vitamina D debe indicarse cuando exista deficiencia y sobre todo en el hipoparatiroidismo. Se debe administrar oralmente como ergocalciferol (vitamina D2) o colecalciferol (vitamina D3). La pauta de administración inicial es de 500.00 UI a la semana durante 6-8 semanas, y posteriormente un mantenimiento de 800-1000 UI diarias.

El calcitriol (1,25 dihidroxi-vitamina D) tiene su indicación en la deficiencia de vitamina D y en el hipoparatiroidismo. Su administración oral es de 0,25-0,50 µg cada 12 horas. Con respecto al sulfato de magnesio está indicado en la hipomagnesemia y en pacientes con riesgo de sufrirla (malabsorción intestinal, alcoholismo...). La dosis de mantenimiento es de 300-400 mg al día repartidos en tres tomas. Finalmente las tiazidas pueden indicarse en pacientes que tienen hipercalciuria con hipoparatiroidismo, en administración oral de 25-100 mg al día. 

Bibliografía
Goltzman MD, Rosen CJ, Mulder JE. Clinical manifestations of hypocalcemia. Uptodate 2012. Disponible en: http://www.uptodate.com/contents/clinical-manifestations-of-hypocalcemia.
Olmos Martínez JM, Hernández Hernández JL. Protocolo diagnóstico de la hipocalcemia. Medicine. 2008; 10 (16): 1.074-5.
Cooper MS, Gittoes NJL. Diagnosis and management of hypocalcemia. BMJ. 2008; 336: 1.298-302.
Buitrago Ramírez F, Morales Gabardino JA, Carmona JA. ¿Cómo se investiga una hipocalcemia? FMC. 2012; 19(8): 485-8.

Valora este artículo
(4 votos)
La adecuada valoración de una hipocalcemia - 3.5 out of 5 based on 4 votes

Médico de Familia. Adjunta Urgencias Hospitalarias. Hospital Ernest Lluch . Calatayud (Zaragoza)

Deja un comentario

Siete Días Médicos es una web para profesionales sanitarios.
En ningún caso se publicarán ni se responderán consultas médicas realizadas por pacientes.

BOTON LOGO 7DMLa revista Siete Días Médicos y su web son un producto de Ediciones Mayo S.A. destinado a los profesionales de la atención primaria. Los contenidos de la revista y la web requieren de una formación especializada para su correcta interpretación. En ningún caso la información proporcionada por Siete Días Médicos reemplazará la relación de los profesionales médicos con los pacientes.

Web Médica Acreditada. Ver más
información

 

 

Comunidad