Mercè López

14 Mar 2013, 09: 25 ¡Escribe el primer comentario!

Pharmagenus, laboratorio especialista en el desarrollo, producción y comercialización de medicamentos genéricos, y perteneciente al Grupo Uriach, lanza al mercado tres nuevas especialidades.

Candesartán/Hidroclorotiazida Pharmagenus, cuyos principios activos son candesartán cilexetilo e hidroclorotiazida, está indicado en el tratamiento de la hipertensión esencial en adultos en los que su presión arterial no pueda ser adecuadamente controlada con candesartán cilexetilo o hidroclorotiazida en monoterapia.

Se trata de una combinación de dos antihipertensivos: ARAII (antagonista de la angiotensina II) y diurético de asa, lo que aporta el beneficio de una acción sinérgica del efecto antihipertensivo gracias a la acción sobre diferentes mecanismos patológicos.

Candesartán/Hidroclorotiazida Pharmagenus EFG no contiene sacarosa, es bioequivalente con Atacand Plus® y está financiado por el Sistema Nacional de Salud. Se presenta en envases de 28 comprimidos.

Lercanidipino Arrow

Pharmagenus también acaba de cometcializar Lercanidipino Arrow de Pharmagenus, un antagonista del calcio del grupo de las dihidropiridinas con potente efecto vasodilatador está indicado en el tratamiento de la hipertensión arterial esencial leve o moderada, en monoterapia o asociado a otros fármacos.

Lercanidipino Arrow de Pharmagenus no contiene sacarosa, se presentan en cajas de 28 comprimidos ranurados de 10 miligramos y con idénticos excipientes al producto de referencia, requiere receta médica y está financiado por el Sistema Nacional de Salud.

Tratamiento del asma

Otro de los lanzamiento de esta compañía es Montelukast Pharmagenus, bioequivalente a Singulair ®, un antiasmático del grupo de los antagonistas del receptor de los leucotrienos. Se trata de un antagonista reversible competitivo, selectivo del receptor bronquial de los leucotrienos LTD4 (CysLT1), que producen estrechamiento e inflamación de las vías respiratorias. Al bloquear los leucotrienos, mejora los síntomas del asma y ayuda a controlarlo.

Está indicado en el tratamiento adicional del asma persistente o moderado, que no pueda ser tratado adecuadamente con corticoides, cuando los agonistas β-adrenérgicos no permitan el control de los síntomas. También está indicado como profilaxis de la broncoconstricción inducida por el ejercicio en adultos y niños a partir de 2 años y como tratamiento sintomático de la rinitis alérgica estacional en pacientes asmáticos.

Pharmagenus comercializará tres presentaciones de Montelukast para cubrir un elevado rango de pacientes con asma. Montelukast comprimidos de 10mg, indicado para adultos y mayores de 15 años, Montelukast comprimidos masticables de 5 mg indicado en niños de 6 a 14 años y Montelukast comprimidos masticables de 4mg para niños de 2 a 5 años.

14 Mar 2013, 09: 59 ¡Escribe el primer comentario!

TiGenix NV (Euronext Brussels: TIG), compañía líder en terapia celular, ha anunciado que ChondroCelect, su innovador producto para la reparación del cartílago, será reembolsado en España.

«La decisión de las autoridades sanitarias españolas de reembolsar ChondroCelect nos ha producido una gran satisfacción, y estamos deseando empezar a trabajar con los centros especializados españoles para hacer llegar nuestro producto a todos aquellos pacientes que pueden beneficiarse de este avance terapéutico» ha dicho Eduardo Bravo, Consejero Delegado de TiGenix.

14 Mar 2013, 09: 28 ¡Escribe el primer comentario!

Desde que en 1981 se detectaron los primeros casos de infección por el virus causante del sida, el VIH, los tratamientos han evolucionado y mejorado: se han simplificado, son menos tóxicos y su efectividad es mayor. Tras décadas de investigación, y aunque aún no se ha conseguido curar la infección por VIH, la terapia antirretroviral (TAR) ha demostrado tener un gran éxito y los diferentes medicamentos disponibles hoy han contribuido a aumentar tanto la esperanza como la calidad de vida de las personas infectadas por este virus.

Según los nuevos resultados publicados en la revista científica AIDS, fruto del estudio más completo que se ha hecho hasta el momento, las personas infectadas por el VIH que consiguen controlar bien la infección con terapia antirretroviral y recuperar el sistema inmunitario tienen el mismo índice de mortalidad que la población general. Un buen control de la infección por VIH implica que el paciente responde bien al tratamiento antirretroviral y que tiene un nivel muy bajo del VIH en sangre y un funcionamiento normal del sistema inmunitario.

El estudio ha sido desarrollado por el Instituto de Investigación del Sida IrsiCaixa, impulsado conjuntamente por la Obra Social "la Caixa" y el Departamento de Salud de la Generalitat de Catalunya, en colaboración con otras instituciones internacionales de investigación, y ha sido liderado por la investigadora del University College of London Alison Rodger.

Según el médico e investigador de IrsiCaixa Roger Paredes, del Hospital Germans Trias i Pujol, en Badalona «alrededor del 60% de los pacientes han conseguido recuperar o mantener el sistema inmunitario con el tratamiento y, por tanto, tienen el mismo índice de mortalidad que la población general».

«Es probable que gran parte del exceso de mortalidad asociada al VIH se podría prevenir con un diagnóstico precoz y el inicio de la TAR, junto con un buen seguimiento del paciente que permita una mejor adherencia al tratamiento», concluye Bonaventura Clotet, director de IrsiCaixa. Sin embargo, Clotet puntualiza que este enfoque no es suficiente y recuerda que siempre hay un grupo reducido de pacientes, entre un 10% y un 15%, que, pese a los esfuerzos, no conseguirán una buena recuperación de su sistema inmunitario. «Estamos intentando desarrollar nuevas estrategias y para ello necesitamos más inversión en investigación, tanto básica como clínica», afirma.

Un amplio proyecto internacional

Los investigadores han comparado el índice de mortalidad y las causas de la muerte en adultos infectados por el VIH que mantienen un buen control de la infección con los datos de mortalidad de la población general. Con este objetivo, llevaron a cabo un amplio análisis con 3.300 pacientes que seguían un tratamiento óptimo en el marco de dos ensayos clínicos internacionales, llamados SMART y ESPRIT. El estudio incluyó pacientes que seguían terapia antirretroviral, de edades comprendidas entre los 20 y los 70 años (un 20% eran mujeres y un 80%, hombres), que no eran usuarios de drogas inyectables, con un nivel indetectable de virus en sangre y un número de CD4, la principal diana del VIH, superior a los 350 en cada mm3 de sangre – el nivel normal de estas células en una persona sana es de entre 500 y 1.000 CD4+ células/mm3. En Europa, más del 50% de los nuevos diagnósticos están por debajo de los 350 CD4+ y en África, cerca del 70%. No obstante, en la mayoría de los casos, estos niveles pueden aumentar si se garantiza un rápido acceso al tratamiento en una etapa temprana de la infección.

Durante el periodo de seguimiento del estudio, que ha durado unos tres años, se registraron 62 muertes, pero solo un 3% de estas muertes estaban relacionadas con el sida. El resto, un 97%, se produjo principalmente por dos motivos: enfermedades cardiovasculares y muerte súbita. «El índice de mortalidad fue mayor que el de la población general únicamente en los pacientes con un nivel de CD4+ por debajo de los 500 por mm3», explica Roger Paredes.

Con estos resultados, los científicos han concluido que no hay ninguna evidencia de que los pacientes infectados por el VIH que siguen terapia antirretroviral, con un nivel indetectable reciente de cantidad de virus en sangre, que ha mantenido o que ha recuperado el número de células CD4+ hasta los 500 por mm3 – no importa si en algún momento han estado por debajo de estos niveles –, no tienen un mayor riesgo de mortalidad que la población general. En cambio, por debajo de este nivel, el riesgo de mortalidad todavía es superior al de la población general.

14 Mar 2013, 08: 54 ¡Escribe el primer comentario!

Un estudio realizado en 2011 por la AIFICC (Asociación de Enfermería Familiar y Comunitaria de Cataluña) conjuntamente con la CAMFiC (Sociedad Catalana de Medicina Familiar y Comunitaria) y la ACI (Asociación Catalana de Enfermería) a más de 800 profesionales sanitarios de la atención primaria del Institut Català de la Salut puso de manifiesto que el nivel de vacunación entre los profesionales de primaria es de alrededor del 54,3%, destacando las enfermeras de pediatría con un 65,3% de vacunación y las enfermeras de adultos, de las que se vacunan el 56, 1%.

Según Pepi Estany, enfermera de primaria y coordinadora del Grupo de Vacunas de la AIFICC «los datos de cobertura vacunal en la atención primaria son de los más altos entre los profesionales sanitarios, posiblemente porque en la AP es donde se administra un mayor volumen de vacunas y quizás estamos más concienciados, pero con todo, estas coberturas no llegan a proteger a nuestros usuarios con la inmunidad de grupo que sería deseable». Cabe recordar que el hecho de vacunarse, además de reducir el propio riesgo de contraer la gripe, hace de barrera de cara a la transmisión de la enfermedad a los pacientes.

Pepi Estany cree que la baja vacunación se debe a «una falta de concienciación y un cierto grado de desconfianza generado a raíz del surgimiento de la gripe A. También las creencias personales influyen en la libre elección de la vacunación». Evidentemente, estos motivos afectan no sólo al personal sanitario sino también a la población en general.

Por ello, como objetivo de futuro para mejorar los índices de vacunación, desde el Grupo de Vacunas de la AIFICC, comentan que «hay que buscar los motivos por los que los profesionales sanitarios no se vacunan tanto como deseamos, y utilizar nuevas estrategias de comunicación de conocimientos y concienciación para mejorar la cobertura». Como explica Pepi Estany, «ya se están llevando a cabo actividades como campañas donde informamos a los profesionales para que se vacunen, les hacemos recordatorios informáticos, también con pósters, y personales. Es necesario, sin embargo, reforzar estas campañas, y además creemos que sería adecuado también formar en vacunas en el pregrado (actualmente la formación es escasa o nula) y seguir formando en las especialidades y en cursos de posgrado». Todo ello para concluir que «sólo con el conocimiento, podremos superar las falsas creencias».

Sobre el papel de la enfermería de primaria en la vacunación, Pepi Estany recuerda que «de hecho nosotros ya estamos dispensando vacunas y en muchos casos, previo acuerdo con el médico, también dispensamos las vacunas que no están en el calendario oficial. Esta ejecución, sin embargo, la hacemos fuera del marco legal y ahora nos hace falta dar el paso adelante y pedir definitivamente la aprobación del Decreto que regule la prescripción farmacológica y que al mismo tiempo, esperamos, regule la administración de vacunas por parte de los enfermeros de primaria».

BOTON LOGO 7DMLa revista Siete Días Médicos y su web son un producto de Ediciones Mayo S.A. destinado a los profesionales de la atención primaria. Los contenidos de la revista y la web requieren de una formación especializada para su correcta interpretación. En ningún caso la información proporcionada por Siete Días Médicos reemplazará la relación de los profesionales médicos con los pacientes.

Web Médica Acreditada. Ver más
información

 

 

Comunidad